miércoles, 16 de noviembre de 2011

De Inma Luna

EL ÁRBOL DE LOS FLUIDOS
A veces me imagino
Abierta en canal
Como un cordero
La columna rigiendo una de las mitades
Mi cabeza tajada por el centro
Con simetría
Los sesos equitativamente repartidos
No veo, sin embargo, en ello
Un espectáculo siniestro
Más bien el modo lógico de repartirme
Una mujer colgada por un gancho
Con sus hermosas vísceras al sol
Una mujer que chorrea su sangre
Como una fe de vida

 Inma Luna
No estoy limpia 
Editorial Baile del Sol

No hay comentarios: